Peritaje psicológico contado paso a paso

Peritaje psicológico contado paso a paso

El peritaje psicológico y la psicología forense son temas muy desconocidos en general. La palabra forense la solemos relacionar con las investigaciones de muertes por causas desconocidas y por eso el papel de los psicólogos en este ámbito suele sorprender. En este post te voy a contar más detalles sobre el peritaje psicológico y sobretodo te voy a contar paso a paso quién puede hacerlos, para qué sirven y qué es lo que se hace para poder elaborar este tipo de informe.

¿Qué es un psicólogo forense?

Un perito es una persona que ha demostrado su pericia (su conocimiento, sus habilidades, su destreza) en un determinado tema. Existen profesionales muy diversos que pueden actuar como peritos y que por tanto pueden emitir informes periciales. Los psicólogos que actúan como peritos emiten informes periciales psicológicos que es lo mismo que un peritaje psicológico.

Los jueces se enfrentan en su trabajo diario a muchas temáticas que no dominan y para las que necesitan asesoramiento. Cuando por ejemplo tienen que tomar decisiones sobre quién es responsable del derrumbamiento de una casa, recurren a peritos arquitectos que estudian el caso y emiten un informe que le sirve al juez para entender mejor lo que ha sucedido. Cuando el tema sobre el que deben pronunciarse incluye aspectos en los que los psicólogos somos expertos, los órganos judiciales recurren a los psicólogos forenses.

¿Cuándo se necesita un peritaje psicológico?

Los psicólogos forenses pueden intervenir en el ámbito penal, civil y también en demandas relativas a la seguridad viaria. El entorno judicial recurre a los psicólogos en distintos asunto: por ejemplo en el ámbito del derecho civil los psicólogos pueden intervenir en derecho de familia, derecho laboral o incluso en derecho contencioso administrativo.

En el ámbito del derecho de familia se incluye:

  •     Guarda y custodia de menores
  •     Régimen de visitas y su seguimiento
  •     Adopción y tutela de menores
  •     Consecuencias psicológicas de la separación o el divorcio
  •     Procesos de nulidad matrimonial
  •     Privación de la patria potestad

En cuanto al derecho laboral y al contencioso – administrativo, los psicólogos forenses intervienen para evaluar y detectar:

  •     Secuelas psicológicas de accidentes laborales
  •     Simulaciones
  •     Estrés laboral, acoso psicológico y/o moral
  •     Incapacidad psicológica laboral
  •     Problemas  psicofisiológicos según la nueva Ley de Prevención de Riesgos Laborales.
  •     Minusvalías no contributivas controvertidas.

Por último, dentro del ámbito penal algunos ejemplos incluyen:

  •     Valorar si en el momento de cometer un delito la persona acusada disponía de las capacidades cognitivas y volitivas necesarias para entender las consecuencias de sus actos (imputabilidad)
  •     Evaluar a validez del testimonio
  •     Evaluar trastornos psicopatológicos, agresiones sexuales, daño moral – secuelas psicológicas

¿Quién puede pedir un peritaje psicológico?

Generalmente el peritaje psicológico es solicitado por una de estas tres instancias:

  •     Los tribunales de justicia
  •     Las partes involucradas en el proceso judicial
  •     Cualquier persona que necesite los servicios de un psicólogo experto en psicología forense.

¿Puede hacer peritajes cualquier psicólogo?

Por el momento en España sí, cualquier psicólogo puede realizar un peritaje psicológico ya que no existe una titulación oficial en Psicología Forense pero esto no significa que todos los profesionales estén capacitados para hacerlo con garantías. Ten en cuenta que la legislación varía en cada país y por tanto puede haber diferencias que debes averiguar y conocer.

El Colegio Oficial de Psicólogos de Catalunya (COPC), la comunidad autónoma en la que ejerzo, elabora anualmente un lista de psicólogos expertos en psicología forense. Para formar parte de este listado, los psicólogos deben acreditar que disponen de la formación adecuada, que se reciclan con regularidad y que cumplen con los requisitos establecidos como por ejemplo un seguro de responsabilidad civil.

Antes de encargar un peritaje psicológico asegúrate de que el profesional dispone de la formación necesaria y de que tenga experiencia en esta especialidad.

¿Qué diferencia hay entre los Equipos de asesoramiento técnico del Juzgado y los Psicólogos Forense privados?

Los Equipos de asesoramiento técnico o Equipos psicosociales, están adscritos a un juzgado y realizan su trabajo a instancias de los órganos judiciales. Los Psicólogos Forenses privados generalmente son contactados por una de las partes involucradas en el proceso judicial aunque también es posible que el juez designe un perito privado por insaculación, es decir partiendo de la lista de profesionales formados y designando uno de ellos.

Cuando se realiza un peritaje privado, el psicólogo forense puede convocar a todas aquellas personas que considere que pueden aportar información necesaria para elaborar el informe, sin embargo estas personas pueden decidir si participarán o no de forma voluntaria.

Esto no sucede cuando el informe lo elaboran desde los Equipos de asesoramiento técnico pero en cambio estos solo pueden actuar si lo solicita un órgano judicial. Esto significa que el abogado de una de las partes lo puede solicitar pero si no se acepta, solo podrá realizar el informe un Psicólogo Forense privado.

El peritaje psicológico paso a paso

  1. En primer lugar se recibe una demanda para realizar un informe pericial y a partir de la información disponible, el psicólogo forense empieza a definir la metodología que seguirá y qué personas considera que deben participar. Por ejemplo si el informe tiene que ver con el régimen de visitas, el psicólogo forense buscará la participación de ambos progenitores así como de los hijos si tienen edad suficiente como para aportar información relevante. Decidirá también qué tipo de pruebas de evaluación psicológica se usarán y buscará también entrevistarse con otros profesionales que tengan relación con la familia evaluada (maestros de la escuela, psicólogos, médico de familia…).
  2. Antes de iniciar cualquiera de las entrevistas, el psicólogo forense informará a los participantes sobre el objetivo de la exploración, la metodología que se seguirá y las condiciones que diferencian la atención psicológica de la realización de un informe pericial incluyendo un consentimiento informado que los participantes mayores de edad deben firmar.
  3. Una vez informados, se inician las sesiones de evaluación / exploración que pueden ser individuales, de pareja, familiares… Siguiendo con el ejemplo del informe sobre el régimen de visitas, se harán sesiones individuales de evaluación con los padres por separado, pero también se plantearán sesiones con los menores y cada uno de sus padres para poder observar y evaluar su relación e interacción. En estas sesiones se puede usar la entrevista, tests psicológicos y otras pruebas de evaluación específicas en función de lo que se evalúe. Por ejemplo en el caso de menores incluyen dibujos, elaboración de historias etc.

Ya recogida la información…

  1. Una vez hecha la evaluación, a partir de sus resultados se elabora el informe pericial psicológico que es el instrumento escrito utilizado para dar a conocer el resultado de la evaluación realizada y las recomendaciones que se desprenden como conclusiones de la exploración realizada. Este informe debe ser suficientemente claro como para que sea comprendido por personas no especialistas en el mundo de la psicología.
  2. La devolución y entrega del informe se realiza una vez este está terminado y se entrega tanto a los clientes como a sus representantes legales para que sea usado en el procedimiento judicial. Esta devolución incluye la explicación detallada de todo el estudio realizado, de los resultados de las pruebas administradas y de los resultados y conclusiones a los que se han llegado. Puede incluir también recomendaciones sobre cómo abordar los conflictos y problemas detectados fuera del ámbito judicial.
  3. Por último, el psicólogo forense encargado del informe asiste a las comparecencias y audiencias judiciales, es decir en el juicio oral, en el que deberá ratificar su informe, es decir confirmar que efectivamente es su informe y que mantiene sus resultados, recomendaciones y conclusiones.

¿Cuáles son las desventajas del informe pericial?

Los informes periciales se solicitan generalmente en el marco de un proceso judicial que tiene unas ventajas pero también algunos inconvenientes que debes conocer.

  • Son procesos que suponen una inversión económica importante (abogados, procuradores, peritos…) y que además no suelen ser ágiles teniendo en cuenta la saturación de los juzgados de nuestro país. El proceso hasta que llega la sentencia puede ser largo y más si se presentan recursos por lo que te puedes encontrar (tú y tu familia) en un terreno de incertidumbre por un tiempo prolongado.
  • Cuando delegas este tipo de situaciones en el juez, puede ocurrir que tome decisiones que no concuerdan con lo que tú esperabas. Puedes estar convencido/a de que tienes razón, de que has vivido una situación injusta y pensar que la solución que tú propones es la buena y aún así esta no tiene que por qué coincidir con la sentencia judicial.
  • Una vez lograda la sentencia, existen casos en los que se incumplen las sentencias y no podemos obviarlos.
  •  Este tipo de procesos, especialmente en el ámbito de la familia, suelen tener un impacto negativo sobre las relaciones que no siempre es fácil recuperar.

 

En el momento de tomar una decisión sobre cómo enfocar un conflicto familiar, debes tener en cuenta también estas desventajas porque existen otras alternativas como la mediación que pueden ser útiles en tu caso. Si quieres saber más sobre esta opción, escríbeme y hablamos.

Fuente: http://www.patriciamaguet.com

Deja un comentario

Menú de cierre